Saltar al contenido

Templo Bahai de Sudamérica

Maravilla arquitectónica en la falda de los andes, Chile.

En la impresionante cordillera de los andes, se integra con elegancia uno de los templos Bahai, acaparando todas las miradas de la ciudad de Santiago, pues es un edificio compuesto de vidrio fundido y mármol traslúcido.

Más que un templo de adoración, el Bahá’i es un templo a la arquitectura. La estructura del domo en forma de una cúpula luminosa se encuentra ubicado en el sector oriente de la Región Metropolitana. La visión es una de las mejores de la ciudad y es aún más sorprendente al anochecer. El domo tiene una estructura en forma de cúpula inspirada en el terreno ondulado de los Andes.

Galería proceso constructivo

Un espacio central jerárquico coronando la estructura con un óculo central que invita a la contemplación espiritual y al disfrute de una experiencia envuelta en la arquitectura.

El responsable de esta maravilla arquitectónica es el canadiense Siamak Hariri, que ideó un esqueleto de acero revestido con vidrio fundido y mármol, que logra hacernos creer que esta casa flota en el aire. Son 30 metros de diámetro por otros 30 de alto, conformados por un perfecto y asombroso puzzle.

El acero vino de Turquía y el mármol de Portugal, mientras que una empresa alemana fue la encargada de cortar los bloques y hacer el envío por barco, que fue una tarea titánica.

Los jardines del templo, contemplan flora nativa (ocho mil árboles), nueve espejos de agua y una gran escalera para el ingreso principal. Dentro del recinto, se instalaron bancas, el único mobiliario del lugar, que además dispone de un balcón interior, ideal para una meditación más individual y profunda.

Espacio principalmente silencioso para los que creen y los que no, y los que quieran conectarse con Santiago desde otra perspectiva.

Galería Fotográfica

¿Qué es la religión Bahai?

La religión, fundada por Bahá’u’lláh hace más de un siglo y medio en Persia (hoy Irán), se basa en la union y respeto de todas las creencias religiosas, tiene más de cinco millones de creyentes en el mundo y en Chile cuenta con una comunidad de seis mil personas que desde la década del cincuenta abogó para que se construyera el templo en Santiago. Primero se pensó en Colina, pero finalmente se decidió por la falda de la cordillera de los andes, Peñalolen, Santiago de chile.

Ubicación

[huge_it_maps id=”8″]

 

 

Comenta y comparte

Para que más personas conozcan, este maravilloso templo.